Consejos para elegir un buen delineador de ojos

Se trata de uno de los básicos del maquillaje, el delineador de ojos es un infaltable capaz de realzar hasta la mirada más cansada y deslucida. En sus diferentes versiones, puede acompañar al maquillaje más natural y despojado durante el día, hasta para un look dramático de noche. Pero es necesario saber cómo elegir un buen delineador, de acuerdo a nuestro propio estilo, necesidades y para los diferentes tipos de maquillaje de acuerdo a la ocasión.

 

Delineador de ojos en lápiz

Es un clásico, muy versátil y de los más usados. Permite definir la mirada pero también realizar un buen esfumado, para un maquillaje ahumado. Incluso, puede utilizarse sobre el párpado y esfumarse como sombra, para marcar la profundidad. Se puede utilizar en la parte de adentro del párpado, para hacer los ojos más profundos, si se aplica blanco en esta zona, los ojos luces más luminosos. El color clásico es el negro, pero hay una amplia variedad de colores, en ese caso, debe combinarse el color con el de los ojos, piel y cabello.

 

Delineador líquido

Es el complemento de un maquillaje de noche por excelencia, permite un maquillaje definido, en especial si se opta por un estilo retro, con una línea bien marcada y de estilo felino en el párpado superior que sigue un poco en dirección a las sienes, al mejor estilo pin-up.

 

Delineador en gel

Es un punto intermedio entre el lápiz y el líquido. Es más definido que el lápiz y permite un look más marcado. Sin embargo, su textura permite esfumados para un maquillaje ahumado, como también utilizar en reemplazo de la sombra para marcar la profundidad del párpado.

 

Kohl

Es un producto tradicional de países de Oriente, que se consigue en polvo o crayón, y permite realizar un maquillaje muy versátil tanto para el día como para la noche, dependiendo de la intensidad con la que se aplica el producto.

Si bien el color clásico del delineador es el negro, se pueden elegir otros tonos de acuerdo al color de ojos, para realzar la mirada. Los ojos azules, combinan bien con delineadores en tono bronce o marrón brillante, también con topo, gris, morado en todos los tonos y azul oscuro.

Por su parte, los ojos verdes, se destacan con colores púrpura o marrón en todas sus tonalidades, pero también con el color oro y morado. Los ojos marrones pueden utilizar todos los colores. Finalmente, los ojos grises, se ven más realzados con delineadores en negro y gris más intenso, y azul oscuro.


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*