Trucos para que el maquillaje dure toda la noche

Diciembre es un mes festivo, donde además de las clásicas celebraciones de Nochebuena y Año Nuevo, es habitual que se celebren agasajos de fin de año en diferentes ámbitos, como el trabajo y las amistades, al tiempo que en muchos países se realizan graduaciones. Es tiempo de lucir un look impecable, y por eso compartiremos trucos para que el maquillaje dure toda la noche.

Es habitual que el maquillaje comience a deteriorarse con el correr de las horas, en especial si se suda. Así, un sombreado de ojos, un buen delineado y una base de maquillaje comienzan a correrse y a no lucir tan bien. Por eso, con algunos trucos se puede hacer perdurar el maquillaje por más tiempo.

Lo primero que hay que saber es que para que el maquillaje sea duradero, el rostro debe tener una piel impecable, cuidada y tersa. Eso se logra con buenos cuidados diarios. Es necesario exfoliar al menos cada dos semanas el cutis para remover células muertas, que hacen que la piel luzca opaca, también se debe utilizar una buena crema hidratante diaria, un serum para el área de contorno de ojos y alguna mascarilla humectante periódicamente, si hace falta. En pieles grasas o acneicas, se deben extremar los cuidados diarios de limpieza, y utilizar productos para controlar la grasitud.

Es importante recordar que cualquier maquillaje lucirá mejor y aguantará más tiempo en una piel cuidada y en buen estado. Exfoliar al menos cada quince días para eliminar las células muertas que apagan el rostro e hidratar en profundidad a diario garantiza una piel perfectamente acondicionada para que el maquillaje se fije en el rostro.

La elección de una buena base de maquillaje permite lucir la piel impecable toda la noche, la idea es contar con un producto de buena calidad, que por sí mismo nos garantice una buena duración.
Se debe optar por el tipo de base que mejor se adapte a la propia piel, ya sea líquida, en textura mousse, compacta, en polvo o aerosol, existen en el mercado diversas opciones. Para la noche, son ideales las de textura mate que ayudan a controlar el brillo, que es más notorio con luces artificiales.

Se debe aplicar una ligera capa de base, haciendo hincapié en el mentón, los laterales de la nariz, y en la frente. Se puede combinar con un buen corrector, que brinda luminosidad y corrige pequeños defectos como manchas u ojeras, que de noche se notan más.

Si se necesita corrector, se debe aplicar un producto líquido en pequeños toques, en las zonas a tratar. Existen actualmente productos que traen un pincel incorporado, tipo marcador de oficina. Se dan unos puntos de producto, y luego se distribuye con golpecitos de brocha, esponja o la yema de los dedos.

Para fijar la base, iluminar el rostro durante la noche y bajo luz artificial –que suele ser poco favorecedora – y también para que la base dure más tiempo inalterable, lo idean es extender con brocha unos toques de polvo volátil translúcido.

Si será una larga noche, existe un truco que hace a la base más fácil de aplicar y duradera, además de dar un buen resultado, consiste en mezclar base de maquillaje líquida con una ampolla efecto “flash”. En el mercado, existen muchas marcas. Son productos que otorgan un aspecto más luminoso y lozano al rostro, con su sola aplicación. Se puede reemplazar por una crema hidratante de uso habitual.

Para que la sombra de ojos dure toda la noche, el truco consiste en aplicar sobre el párpado un toque de base incolora o corrector para ojeras, que son productos grasos que ayudarán a fijar el material de la sombra, otorgando adherencia. En caso de utilizar sombras en crema, la cantidad de producto de base debe ser mínima, para evitar el efecto cuarteado de la sombra. Se recomiendan para la noche las sombras en polvo, ya que son más duraderas y no tienen ese efecto.

El delineador líquido permite una mirada más definida, y además es también más duradero. Se aplica con un pincel bien fino, generalmente el producto lo provee, pero se puede comprar uno profesional para un trazo más preciso y para dar más forma al ojo. Si hay exceso de producto, se puede retirar con un trozo de papel absorbente, apoyado apenas sobre el párpado.

La máscara para pestañas también debe aplicarse con cuidado, y para una noche larga, la que es a prueba de agua es ideal, y evita por completo el corrimiento.

Las cejas pueden peinarse con un cepillo para cejas, que les de buena forma y prolijidad. Se puede aplicar un poco de vaselina líquida o incluso de máscara para pestañas en gel transparente, para dejarlas en su lugar toda la noche. También se las puede definir mejor con un lápiz para cejas.

Para que el color en los labios dure toda la noche, se puede utilizar el delineador no sólo en los bordes de la boca, sino en todo el labio, aplicando luego el color elegido pero no directamente del labial, sino mediante un pincel para labios. Así, el color durará mucho más que si se utiliza la barra. Existe un viejo truco de aplicar polvo translúcido sobre la boca y volver a maquillarla para que dure más, pero puede producir un efecto cuarteado. En cambio, los labiales de última generación son de efecto larga duración, los indicados para estas noches especiales.

Si se aplica gloss y se busca que dure un poco más, se puede aplicar una mínima cantidad de vaselina líquida, bien extendida con pincel, antes de utilizarlos, para que duren más. También se los puede llevar en la cartera y retocar después de comer o beber.

El rubor es un buen elemento para definir las facciones, pero de noche se nota mucho, por tanto debe aplicarse en cantidades muy discretas y con una brocha grande, desde el pómulo a la sien.
El maquillaje se finaliza con polvos iluminadores, que son útiles para dar luz al rostro y eliminar brillos, ayudando a fijar los demás productos.


Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*