Cinco trucos caseros para blanquear tus dientes

Cinco trucos caseros para blanquear tus dientes.

¿Te gustaría lucir una sonrisa brillante, con dientes blancos y saludables?

Ya no es necesario recurrir a tratamientos caros que pueden afectar la salud de tu dentadura a largo plazo. En esta nota te contamos cómo tener una sonrisa deslumbrante de manera sencilla y económica.

 ¡Sacale brillo a tus dientes siguiendo al pie de la letra estas recetas caseras!

  • Bicarbonato de sodio:

El bicarbonato es una de las sustancias más utilizadas para blanquear la dentadura y obtener resultados sorprendentes en poco tiempo. ¿Cómo se logra? Mezclar bicarbonato con agua hasta formar una pasta y cepillar los dientes normalmente.

Realizar esta técnica dos o tres veces por semana durante la noche.

  • Agua Oxigenada:

Se utiliza como un enjuague bucal: sólo se necesita mezclar un poco de agua oxigenada con agua corriente y hacer buches durante treinta segundos. Luego expulsar el líquido y no enjuagar la boca. Es recomendable realizar este procedimiento después de cepillar los dientes por la noche, antes de dormir.

No repetir esta técnica más de dos veces por semana.

  • Frutilla:

La pulpa de frutilla actúa como un agente blanqueador natural y contribuye a fortalecer las encías. Para aplicar esta técnica, triturar con un tenedor la fruta hasta formar una pasta, colocarla sobre el cepillo y proceder a la limpieza de los dientes utilizándola en lugar del dentífrico común. Enjuagar y lavar los dientes normalmente.

Realizar este proceso al menos una vez por semana para obtener los resultados deseados.

  • Cáscaras de banana y naranja:

La cáscara de la banana contiene ácido salicílico, el cual ayuda a combatir el sarro y a eliminar manchas dentales: disfruta sus beneficios frotando sobre los dientes la parte de adentro de la cáscara de la banana durante dos minutos, y ¡listo!

La naranja también tiene un alto contenido de ácido que ayuda al blanqueo dental: durante un minuto limpia tus dientes con la parte interna de la cáscara de la naranja (de color blanco), y nota resultados sorprendentes en poco tiempo.

Estos procedimientos naturales no dañan el esmalte de la dentadura y se pueden realizar diariamente.

  • Jugo de limón y sal:

El ácido del limón elimina las manchas dentales y la sal actúa como abrasivo. Para elaborar este blanqueador natural, coloca en un recipiente una cucharadita de sal fina y agrega algunas gotas de limón hasta formar una pasta. Con el cepillo limpia suavemente la dentadura con esta preparación.

Este truco tiene buenos resultados, pero su uso excesivo  puede dañar el esmalte dental, por lo cual se recomienda aplicarlo esporádicamente.

¡Estos remedios naturales son muy efectivos y accesibles para realizar en tu casa en solo pocos minutos!

Para lograr resultados perfectos y cuidar tu salud bucal, recuerda cepillar tus dientes después de cada comida al menos 3 veces al día y concurrir al dentista periódicamente.

Acerca de Maria Laura Cóceres 33 Articles
Soy comunicadora social. Tengo 25 años. Santafesina. Curiosa por naturaleza, disfruto escribiendo y compartiendo temas de interés general.
Contacto: Sitio web

Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*