Consejos de utilidad para el cuidado de la piel

¿Quién no desea contar con una piel sana y atractiva? ¿No es acaso esta cuestión un símbolo distintivo en términos estéticos? Cuidar la piel para mantenerla sanamente atractiva es un trabajo cotidiano que requiere perseverancia. En el siguiente artículo compartiremos algunos consejos que van en esa línea, aquella que rescata la necesidad de cuidar la piel para mantenerla siempre radiante.  Como anticipo, sólo diremos que esbozaremos la propuesta por medio de la siguiente lista…

Consejos de utilidad para el cuidado de la piel

 

#1 Cuidar la piel del sol

Para mantener tu piel saludable es sumamente importante que la cuides del sol. Proteger a tu piel de los rayos ultravioletas es necesario en términos saludables y tiene consecuencias de índole estética, por lo cual la importancia de realizarlo reconoce esa doble dimensión.

Si pretendes cuidar tu piel de sol no debes jamás exponerte al mismo sin la debida protección. La aplicación de protector solar debe ser a conciencia, pero más a conciencia aún debe ser la exposición misma: recuerda no estar al sol en los momentos del día que se presenta con mayor intensidad.

 

#2 Seca bien tu piel después de la ducha

Se supone que si uno ha pasado por la ducha la higiene de su piel no será puesta en discusión. Ocurre que pensar en higienizar el cuerpo nos hace a veces olvidar una fase muy importante en relación al mencionado proceso: el secado de la piel. Digamos para ser más claros; si la piel no ha sido secada correctamente, en definitiva no ha sido higienizada de forma óptima.

Antes de salir de la ducha procura enjuagar muy bien todo cuerpo, evitando así que cualquier resto de producto de limpieza quede allí alojado. Una vez afuera de la ducha no olvides secar prolíficamente todo tu cuerpo, de esa manera estarás cuidando la piel en forma correcta.

 

#3 Bebe mucha agua y hazlo en forma regular

Parece una rareza pero no es así, el beber agua cotidianamente ayuda a mantener una piel saludable. El cuerpo humano necesita grandes cantidades de líquido para hidratarse y gran parte de ese líquido proviene de nuestra ingesta cotidiana de agua.

Respecto de la cantidad, especialistas en nutrición asumen que ocho (8) vasos diarios repercuten positivamente en el estado general del organismo, ayudando también en el cuidado de la piel.

 

#4 Aliméntate de forma saludable

El cuerpo humano es un reflejo de lo que ingiere, y muchos de los problemas que reconoce la piel provienen en gran medida de las comidas que se consumen. Pensar por ejemplo en el acné, nos remite ineludiblemente a un exceso de grasas en la ingesta alimenticia –entre otros factores que puedan causarlo-.

Para cuidar la salud de la piel es muy importante que te alimentes en forma óptima y totalmente saludable, priorizando las comidas antioxidantes. La recomendación: cinco piezas de fruta por día, y una cuota no menor de alimentos vegetales.

Como verán, son muchas las actividades que uno puede realizar en su vida cotidiana para mantener su piel saludable. A la lista podrían agregarse muchas otras actividades, entre las que se destacan el no fumar, dormir plácidamente 8 hs diarias, usar jabones suaves, hidratar muy bien la piel, etc.


Acerca de Ismael Naput 34 Articles
Soy nacido en Diamante y vivo en Santa Fe desde hace 24 años. Actualmente me encuentro estudiando Licenciatura en Comunicación Social.

Sea el primero en comentar

Deje una respuesta

Su dirección de E-mail no será publicada.


*